Noticias

¿Se puede estudiar en serio durante el verano? 5 consejos

En Tecnoszubia seguimos al pie del cañón, pese al mes de agosto y las altas temperaturas del sur del país. Y sabemos que muchos de vosotros también: se acercan convocatorias importantes y algunos no os podéis permitir romper el ritmo de estudio.

Y aunque no es fácil -el citado calor, la presencia de familiares en casa, la tentación del ocio o los viajes continuos amenazando con romper nuestra rutina-, sí que hay una serie de consejos que el opositor estival debe tener en cuenta para propiciar sesiones de estudio que funcionen.

Más que nunca, la importancia del horario de estudio para evitar el calor

Siempre subrayamos lo importante que es tener una rutina fija, con un horario de estudio establecido. Esto alcanza un nuevo significado en verano: estudiar por la mañana temprano, cuando el sol no está en su punto álgido, o por la tarde noche, cuando el sol se está yendo, suelen ser las opciones escogidas por los aspirantes. ¿Quién se atreve a estudiar a las cuatro de la tarde?

Y en este mismo sentido es importante tener en cuenta que aspectos como la ropa -que sea cómoda y fresquita-, se antojan fundamentales: elegir entre una u otra camiseta es trascendental para no pasar más calor de la cuenta y durar estudiando el tiempo deseado.

Del café a la fruta: alimentos que ayudan

Si como buen opositor eres muy de café, tenemos que decirte que la estrella en épocas de calor, claro, debe ser el agua. Y si buscáramos un alimento ideal, que nos diera energía y nos hidratara, habría que mirar hacia la fruta por su cantidad de líquidos.

Y si mantenemos el café o el té, recuerda, mucho mejor con hielo. Nuestra temperatura corporal lo agradecerá y aguantaremos mucho más tiempo delante de los apuntes.

Pequeños accesorios que nos ayudan

Desde miniventilandores por USB, sprays pulverizadores, hasta el clásico abanico. Si en casa no hay aire acondicionado tendremos que enfriarnos como podamos. Si esta es nuestra situación, hay otras opciones, como los denominados pingüinos.

Recuerda, siempre tienes la opción de, si todavía están abiertas, acudir a alguna de las bibliotecas de tu zona.

La importancia de las pequeñas pausas

Más que nunca, con el calor como actor principal, establecer un periodo de estudio con pequeñas pausas es fundamental para que nuestro estudio llegue a buen puerto. Tenerlo todo controlado, incluso los descansos, nos hará frustrarnos menos en la época más difícil del año para prepararse unas oposiciones. Péseles

En este artículo te dejamos una serie de rutinas que nos pueden ayudar a mejorar nuestro rendimiento.

No te niegues al ocio

Ya sea leer, ver series, salir con los amigos o pegarte un chapuzón en la playa: no pierdas de vista la necesidad de desconectar. No por ser verano, sino porque el ocio debe ser una parte mas de nuestra rutina para recargar pilas entre sesión y sesión de estudio. 

¡Comparte con otros opositores y sigue nuestras redes sociales!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *